Sobre el talento que se pierde por ser el mundo como es


Hoy estábamos hablando sobre una preciosa visión. Un atardecer reflejado en un matorral lleno de flores naranjas y fucsia. Pensábamos que si existiera todavía Van Gogh, podría crear un clásico a partir de la hermosa imagen que se desplegaba ante nuestros ojos.

Esta reflexión condujo a otra. ¿Cuántos Van Gogh habrá en este planeta, que no saben ni sabrán nunca que lo son? ¿Cuántas personas habrá en el mundo, condicionadas por el sistema a no poder desarrollar sus potencialidades?

Hace poco se hablaba del peligro que supone perder flora en la tierra, porque se pierden plantas con principios activos que pueden ayudar a curar enfermedades.

Pues lo mismo, creo yo, pasa con el talento perdido. ¿Cuántas curas de enfermedades graves nos estamos perdiendo porque verdaderos talentos se ven obligados a trabajar en una curtiduría de Bangladesh, porque nacen niñas en el mundo musulmán, porque nacen con alguna discapacidad física que hace que su entorno ya no le de “preferencia” para educarse y desarrollar su potencia?

¿Cuántos Beethoven, Bach, estamos perdiendo por la misma razón?

¿Hasta cuando podemos tirar a la basura el potencial de los seres humanos aceptando un paradigma social al que servimos en vez de servirnos él a nosotros?

Anuncios

Publicado por

sirah

¡En wordpress desde el año 2006! La Estrella Alfa (la más grande) de la Constelación de Andrómeda, está situada al noroeste de la Constelación de Pegaso y se llama Sirah, Sirrah o Andromedae

Deja un comentario si te apetece

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s