La enfermedad no existe. Artículo de Rubén Torres Sierra de la cosecha de almas.


pastiLa Enfermedad NO existe.

Puede parecer una sentencia excesivamente categórica y premeditada, pero si apelamos a la razón simple, se puede llegar a exponer esta sentencia de forma que no se te cortocircuite ninguna neurona. Si nos ponemos en el peor de los supuestos que puedes llegar a afrontar en tu vida, seguramente la muerte sea el peor de todos. Morir es para muchos (quizás todos) el mayor temor al que se puede uno enfrentar, es la causa de miedo más extendida, más incluso que el miedo a la guerra o al cáncer, ya que está muy extendido el razonamiento que después de esta vida, no hay nada. Evidentemente que si eres de los que piensas esto, cualquier cosa que te diga a continuación te sonara elucubrativa e insostenible, pero si la ciencia está demostrando que la muerte no existe, ¿Por qué habría de existir la enfermedad?

Quizás estés pensando, la muerte no existe, pero morimos y la enfermedad no existe, pero enfermamos. En realidad no, lo que llamamos muerte es el fruto de la ignorancia de lo que somos, al tener como única referencia la vida física, perdemos toda referencia de las posibilidades que ofrece la transición llamada muerte, cuando naces tomas el cuerpo y cuando mueres lo sueltas, no hay mucho más que rascar, el dolor, el sufrimiento y el drama es solo consecuencia de la negación de esa otra realidad, es la concentración de todos nuestros sentidos únicamente en lo físico y palpable. Con la enfermedad sucede un poco igual, según está estructurado socialmente nuestro “modus vivendi” lo raro seria que no enfermásemos, pero a pesar de todo esto, somos capaces de sobrevivir y no enfermar si no queremos. Todos conocemos algún caso en el que alguien está completamente sano (o al menos en apariencia) y al finalizar su vida laboral, le aparecen los típicos achaques, y enfermedades de todo tipo. Seguramente el trabajo y la preocupación de sostener la estabilidad económica de su hogar, le ocupaba tanto espacio mental y emocional, que no quedaba sitio para la enfermedad, ni siquiera se otorgó la posibilidad de caer enfermo por lo tanto estuvo blindado, una vez que la responsabilidad desapareció, su sistema se deprimió, su atención se diluyo y abrió la puerta a la enfermedad.

Existen muchas causas para enfermar, son muchos los focos que están abiertos y muchas las formas de somatizar los síntomas en nuestro sistema. Vivimos en un entorno netamente enfermo así que acabar contaminado es solo una consecuencia puramente ambiental. Todo lo que nos rodea nos enferma, todo pensado y diseñado para que enfermes, desde el mismo instante en el que la primera bocanada de aire llene tus pulmones. El cuerpo avanza y crece en una constante lucha por la supervivencia, un gasto de energía y recursos ingente que provoca que eludir la enfermedad sea una tarea complicada.

Existen varios focos básicos por los cuales llegamos a enfermar, tocare las que creo las principales causas, de las cuales derivan muchas más, pero no voy a profundizar tanto y os voy a enumerar estos modos en los que permitimos que la enfermedad entre en nuestras vidas, sin que nos percatemos de ello.

Causa Emocional: Una de las causas más comunes de enfermedad es la acumulación de emociones negativas. Tras acumular durante años múltiples emociones en nuestro organismo, estas se enquistaron y se indigestaron provocando que el cuerpo reaccione ante tanta acumulación de energía emocional densa. Según sea esta emoción enquistada, así será su reflejo en nuestro cuerpo, lo más común son tensiones musculares, trastornos del sistema digestivo, circulatorio, nervioso y óseo, además de la desregulación de las glándulas como la tiroides e incluso llegar al temido cáncer. Las relaciones emocionales de tipo toxico derivan en patologías a largo plazo, la relaciones conflictivas ya sea con familia, parejas o amistades, con procesos en el que las situaciones de chantaje son frecuentes, acaban transformando esas emociones en quistes energéticos difíciles de extirpar. Evidentemente lo normal es que la causa emocional vaya acompañada de cualquier otra de las causas restantes, pero el vivir en una contante confrontación emocional, provoca que nuestro sistema se deprima y abra la puerta a la enfermedad.

Causa Mental: Lo común en el modo de vida actual es que seamos inducidos a ponernos siempre en lo peor, pensamos de forma negativa casi por defecto, es muy común que ante un dolor de cabeza repetitivo, la primera causa que nos venga a la cabeza sea el desarrollo tumoral, en lugar de una causa por situación de estrés o nervios, por ejemplo. La mayoría de la gente son hipocondríacos en potencia, y su mente siempre le está poniendo la zancadilla, provocando que ante cualquier síntoma por mínimo que sea, se auto diagnostiquen siempre lo peor. Esa mala costumbre de ponerse siempre en lo malo, crea una tendencia que a la larga acaba por materializarse físicamente en nuestro cuerpo, estamos prácticamente ordenando a nuestro sistema que se revele y luche contra sí mismo, por lo que a la larga comenzaremos acumular múltiples cuadros que se manifiestan directamente por orden nuestra. Es una auto programación de la que detrás no existe enfermedad, pero que vamos a manifestar los síntomas tal cual se generarían de existir una enfermedad real.

Causa Verbal: Esta perfectamente va en sintonía con la anterior, ya que a un pensamiento negativo, le acompaña un lenguaje igualmente polarizado. Ya aparecía en el evangelio aquella sentencia que decía, “Una palabra tuya bastara para sanarme…” Pero esa misma palabra, sirve también para enfermarte, eso debes tenerlo claro. El poder del verbo es inmenso y según decretemos así concretaremos, es muy habitual hablar de la enfermedad a la ligera, muchos son los que parecen regocijarse en el dolor ajeno y mantiene en su boca un verbo completamente enfermo, el dolor, el sufrimiento y la depresión, son también producida por causas verbales, es muy común oír, estoy fatal, estoy ploff, estoy para el arrastre, me explota la cabeza, me quiero morir, etc… Pensamos que esas expresiones no van a ningún lado, maldiciones de burro las llaman, pero al final todo es un suma y sigue.

Causa Ambiental: El ambiente en el que vivimos evidentemente también influye a la hora de desarrollar una patología, es un enemigo pasivo que actúa las 24 horas. Las prisas, el estrés o la anticipación, van haciendo que comencemos a somatizar poco a poco causas, que si bien, no las generamos nosotros, finalmente acaban influyéndonos. Un modo de vida competitivo y estresante, donde el trabajo, la familia, las facturas y el horario priman sobre nuestra salud, provoca que abramos de par en par nuestro organismo. A todo esto hay que sumarle la contaminación electromagnética y la constante radiación de todo tipo de aparataje que emite en distintas frecuencias de radio y de micro-ondas, que perturban en gran medida nuestro equilibrio energetico.

Causa Química: Esta causa es la que a priori parece más evidente, a diario y cada vez más, estamos expuestos a sustancias que alteran y contaminan nuestros sistemas, provocando un lento e irreparable daño. Desde la contaminación ambiental en la que estamos expuestos a gases y metales pesados, los procesados de agua y alimentos, así como las altas dosis medicamentosas a las que nos exponemos inconscientemente, provocan que vivamos perpetuamente resentidos en nuestra salud. Este es un factor que podríamos ubicar en nuestro entorno por defecto, que está ahí presente de forma constante quieras o no, minando lentamente nuestro sistema, sobre todo en grandes núcleos urbanos donde la contaminación es aún mayor, una causa que se suele pasar por alto y que arrastra más patologías de las que pensamos.

Causa Karmica: Esta es una causa inducida también, ya que traemos de otras vidas patologías que acaban aflorando en nuestro presente. Esta causa que podríamos llamar karmica para entendernos, pero qué no es causada por karma real, que trae oculto la aceptación previa de acuerdos, pactos y contratos, en la que nos comprometemos a pasar por ciertos procesos de dolor y merma, con el fin de purgar causas pendientes de ciclos anteriores. Estas causas pendientes son inducidas y expuestas mediante un proceso de chantaje emocional al que somos sometidos en el proceso entrevidas, con lo cual ya venimos condicionados a sufrir ciertos patrones de dolor impuestos. Esos patrones pre-acordados afloran sin tener recuerdo o consciencia de ello, lo que provoca que suframos un vía crucis de la forma más estúpida posible, casi por capricho, ya que no impusimos nuestra voluntad y nuestra intención fue laxa.

Causa de Control: Todos tenemos algún mecanismo de control implantado en nuestros cuerpos energéticos. Estos implantes suelen cumplir diferentes funciones, una de ellas es activar la causa anterior, pero básicamente son elementos que controlaran al individuo e inducirán cierta causas físicas que someterán al cuerpo en forma de dolores reflejo, hasta patologías severas. El abanico es ciertamente amplio y en cierta forma potencia todas las causas anteriores. Esta causa jamás es tomada en cuenta y no es reconocida por casi nadie como causa latente de sintomatología. Esta causa de enfermedad en teoría aún no existe, así que es improbable que las causas que derivan de esta intervención puedan mínimamente ser tomadas en cuenta, es a día de hoy imposible. Esta causa está íntimamente relacionada con la anterior, no se puede separar ni entender una sin la otra, es algo que tenemos que tener en cuenta, para que se activen los preacuerdos.

Causa espiritual: Esta causa es también bastante habitual y poco tomada en cuenta, ya que como seres vivos, somos una fuente energética constante y ciertos entes espirituales se pegan a nuestro cuerpo energético por razones distintas, las cuales provocan que somaticemos por contacto aquellas emociones y energías que porten esos espíritus que se nos pegan. Por lo general, suelen ser difuntos que creen guiarnos o protegernos, pero qué en la totalidad de los casos son elementos contaminantes pasivos de los cuáles no somos conscientes y acarrean serios problemas físicos, que por lo general la medicina no consigue identificar y paliar de ningún modo. También hay que añadir a esta causa todos los parásitos astrales que pululan en nuestro entorno y que aprovechan una guardia baja para pegarse a nosotros y drenar nuestra energía provocando cansancios casi crónicos.

Ya sea por emociones indigestas, pensamientos negativos, decretos autoboicoteantes, influencias ambientales, componentes químicos, contratos preencarnados, implantes de control o infección espiritual, la enfermedad se manifiesta en la mayoría de los casos por pura convicción de que la posibilidad de que exista, y se exprese en nosotros existe. Manifestamos una posibilidad convirtiéndola en probabilidad, lo que crea un desarrollo que finaliza con la exposición sistémica de ella. Finalmente abrimos voluntariamente la puerta a la enfermedad para que viva en nosotros, la acomodamos y le colocamos las zapatillas, para que se sienta como en casa viviendo en nosotros.

La medicina convencional, contempla la enfermedad como una contaminación biológica, casi como la única causa, la mayoría de las investigaciones acaban buscando un bichito en un microscopio o una ilusoria causa genética heredada. La ciencia médica no pone sobre la mesa la causa, por la cual el bichito acabo encontrando el ecosistema propicio, y solo trata de buscar el insecticida adecuado en forma de pastillita milagrosa. Mientras la medicina arrastre el ancla farmacéutica no podrá curar a nadie, ni encontrar la causa real de la enfermedad, una enfermedad que existe porque nosotros queremos que exista y nos inducen a creer en ella.

¿Cómo hacer entender a alguien enfermo que no lo está? Esto es casi una tarea titánica, ya que detrás de la enfermedad subyacen ciertos intereses victimistas. Muchos aun queriendo estar sanos, internamente piensan que no lo merecen, así que impiden que acaben con su cuadro particular de enfermedad. Básicamente la enfermedad es una creencia más, una programación más, una condición más de lo que es considerado normal en el hecho de estar vivo. Poco a poco veremos como el amplio catálogo de enfermedades se sustentaba en  meros intereses mercantiles y la mayoría de las patologías, o no existieron o no son siquiera posibles. Un sector psicópata como el de la salud, vive gracias a la posibilidad de caer enfermo, pero esa posibilidad la acabamos palpando por propia convicción, no por causa la real de la misma. Somos enfermos mediáticos, que compramos la psicosis de soma, que nos venden en los anuncios de la tele.

Quizá el caso más conocido sea el de Anita Moorjani que tras afrontar una ECM, entendió la causa emocional de su enfermedad y esta remitió “milagrosamente”. La gente tiene asumida la enfermedad como algo más que acompaña al hecho de estar vivo, es raro encontrar a alguien que no vea la enfermedad como un componente esencial en su propio acervo cultural, para muchos venimos aquí a sufrir y la enfermedad es un componente esencial en esa expiación particular de cada uno. Nadie concibe el vivir sano e invulnerable como un estado habitual en el día a día, dentro sus propias vidas. Hemos pasado del nacer, crecer, multiplicarnos y morir, al nacer, crecer, enfermar y morir, y no debería ser así.

Los más osados buscan alternativas efectivas para paliar y luchar contra la enfermedad, rebotando entre técnicas ancestrales, tradicionales, chamánicas, naturales, homeopáticas u holísticas, todo esto no son más que ganas de perder el tiempo buscando los tres pies al gato, buscan el modo de sanar, cuando deberían buscar la causa de la enfermedad, que es la creencia en  ella. Para curarnos no necesitamos métodos, técnicas, plantas o lo que quieran, cuando lo que se debería es hacer es un examen identificar la causa que nos enferma y evitar su exposición, como primera medida, y por último auto curarnos desde la propia voluntad de querer estar sanos, ya que la mayoría se auto engaña y esconde causas que rara vez expone al terapeuta de turno, o sea miente. La enfermedad es también un vehículo por el cual sacar rédito a una situación que nos parezca provechosa, el victimismo y el pobreteo de la pena, impide que queramos curar nuestra enfermedad, enfermedad que existe porque a mí me conviene que exista, me quejare y sufriré, pero me conviene que siga ahí, para que mi chantaje emocional sobre otros sea efectivo.

Como el sistema fabrica enfermos, el enfermo señala al que denuncia al sistema, en vez de tratar de luchar contra la verdadera enfermedad que es el propio sistema. Enfermos que mueren de enfermedades que no existen, que mueren por culpa del tratamiento o que mueren por culpa del protocolo médico, son las principales causas de muerte, estadísticamente los efectos secundarios de los medicamentos matan más gente que el tabaco y los accidentes de tráfico juntos. Hasta que el juramento hipocrático no vuelva a tomar sentido, la medicina será solo una fábrica de enfermos, una profesión prostituida por el dinero y los intereses mercantiles, que programan mediaticamente nuestras mentes para aceptarnos como enfermos y no como seres saludables. Mientras sigamos creyendo en la enfermedad, seguiremos siendo devotos fieles de esa forma de entender la vida. Mientras el dinero prime sobre la salud, nadie podrá revertir ningún proceso doloso.

Está claro que convencerte que puedes auto sanarte no genera beneficios ni a médicos, ni a farmacéuticos, ni a homeópatas, ni a timadores holísticos, así que   tampoco albergo esperanzas en los enfermos que son creyentes de esos buitres que se alimentan de la enfermedad. No he conocido jamás un médico que ante un paciente piense en la posible cura, solo piensa en el tratamiento, el fármaco que seguramente le recomendó un prestigioso laboratorio avalado por la Organización Mundial de la Salud, que es patrocinada por el prestigioso laboratorio que recomienda al médico su paliativo.

Este tema es profundo y difícil, porque si es difícil creer que la muerte no existe, mas difícil es creer que la enfermedad tampoco. Tememos que si seguimos quitando pétalos a la flor de nuestras creencias al final quedara solo un capullo, y lo que no concebimos es que al final queda una copa rebosante de vida, el polen, semilla de esa flor, un grial, que nos hace inmortales.

– See more at: http://lacosechadealmas.blogspot.com.es/2015/06/la-enfermedad-no-existe.html#comment-form

Anuncios

Ve hacia la luz


1. Reencarnamos según la teoría budista y fuentes canalizadas para solucionar deudas karmicas.

La explicación tradicional:

“Deberíamos comprender que las dificultades y tribulaciones en nuestras vidas son también debido a las acciones en las vidas pasadas” o  “La principal causa del sufrimiento es el karma” (1)

2. Nos traemos la ausencia de recuerdos (El “Velo”) 

En teoría para evitar el recuerdo de los sufrimientos y venganzas pasadas que sería insoportable, o como explican en el blog que se menciona en las fuentes(2) : “Con ese recuerdo de otras encarnaciones nuestros enemigos y víctimas nos reconocerían y nos perseguirían.”  o “Sin ese olvido los grandes criminales estarían marcados para toda la eternidad y no tendrían la oportunidad de rectificar sus crímenes.””

¿No será que el no recordar puede resultar muy útil a otros intereses? Cuando eres un ser evolucionado perdonas a los grandes criminales y permites que hagan su aprendizaje, no conozco a nadie que siente como sabio y evolucionado que acepte las prisiones (y que al tiempo empatice con las victimas de los que hacen daño). De hecho con el mismo perdón, puedes favorecer su propia evolución. No es necesario el olvido para perdonar, no en seres evolucionados. 

En tanto somos puro amor por nuestra naturaleza comprobada en el astral, si no tuviéramos interferencias potenciadoras de conflictos y consiguientes sufrimientos, es posible que el perdón fuera siempre inmediato, desde todos los seres almados sin excepción, como expone inteligentemente Ruben en su blog lacosechadealmas.blogspot.com

Por otra parte si el objetivo es que el recuerdo de los sufrimientos pasados no nos persiga mediante el olvido, ¿cómo se explican los fallos constantes del velo con gente de un sistema que debería reflejar la perfección del Creador, que recuerda sus vidas pasadas, o que trae patologías vinculadas a enfermedades o dolencias de otras vidas que, normalmente, se curan con regresiones?

3. La información sobre la reencarnación procede de fuentes externas (la religión budista y canalizaciones)

Precisamente desde el mismo budismo, especialmente el Zen, se explica la importancia de dar validez sólo a lo que se experimenta, a convertirse uno mismo en su fuente. Esto implica que fenómenos como la iluminación permitirían acceder al conocimiento desde la propia autonomía sin necesidad de ninguna fuente externa.

Por otra parte mucha gente experimenta un aumento en la comprensión de la realidad, después del sueño, de bañarse, de relajarse o meditar. Insisto podemos ser nuestras propias fuentes, si tenemos en cuenta que “podríamos” tener un yo superior y obtener de él información o incluso acceder a fuentes comunes de información comunes, conocidas a través del entrelazamiento cuántico.

Pero como especie, en nuestro probable condicionamiento actual, estamos programados para dar mas validez a lo externo que a lo interno, a los líderes carismáticos y producto del marketing manipulador frente a los sabios que precisamente lo son porque han creído en sus fuentes internas.

Aquel que mira afuera, sueña. Mas quien mira en su interior, despierta”. Jung

4. En ninguna de estas fuentes (canalizaciones, o budismo) se nos habla con claridad sobre la existencia de entidades que conviven con nosotros.

Los testimonios ufológicos son muy antiguos, se rastrean desde el comienzo de la historia de la humanidad. La vinculación entre estos seres y el uso de nuestra especie como fuente de energía, está documentado en la biblia, según el escritor especializado en ufología y gran conocedor de la Biblia, Salvador Freixedo. No resulta comprensible como desde las mismas fuentes -que parecen ser grandes conocedoras de la realidad TOTAL y, que citan el sufrimiento como un “limpiador” de karma a partir del cual se obtiene evolución-,no hayan mencionado jamás su existencia de forma clara y específica, al menos como otra fuente del mismo sufrimiento que pretenden justificar (¿o si resulta comprensible?).

5. De hecho, en ninguna de estas fuentes (canalizaciones o budismo) se nos habla con claridad de como estas entidades hacen uso de nuestra energía y como crean circunstancias de sufrimiento precisamente para alimentarse, así como  las posibles razones reales, por las que usan diferentes “formas” de posesiones de nuestros cuerpos para sus fines (5).

6. ¿Cómo se explica que la justificación del sufrimiento por estas teorías y fuentes espirituales, COINCIDA CON  el “supuesto” interés de estas entidades en crear situaciones de sufrimiento con el que alimentarse?

7. Si el sufrimiento relacionado con enfermedades y/o pérdida de seres queridos, es según las fuentes espirituales conocidas, en muchos casos, el único camino de aprendizaje espiritual, la única vía de sanar heridas causadas a otros en otras vidas ¿Porqué ESTAMOS DOTADOS con mecanismos INNATOS de evitación completa del dolor (Noesiterapia) y de curación completa de las enfermedades (remisiones espontaneas o experiencia de Huaxia)?

8. ¿Cómo es posible que seres con la capacidad de curarse de enfermedades graves exclusivamente desde la mente (o alma) y de controlar al 100% el sufrimiento físico, es decir, de evitar al 100% formas de sufrimiento de forma innata, no sean capaces de encontrar ALTERNATIVAS al aprendizaje espiritual mediante el sufrimiento?

8.1 ¿Porqué si tenemos libre albedrío, no podemos escoger de forma creativa y explorar otras vías de aprendizaje que no contemplen el sufrimiento eterno que nos causamos a nosotros y a otros?

8.2. ¿Por qué no es factible el aprendizaje espiritual mediante el puro deseo de exploración?

8.3  En tanto nuestra especie tiene el potencial de encontrar siempre varias alternativas de solución para cualquier problema humano sin excepción como enseña con sus técnicas de creatividad un humano llamado Edward de Bono.¿Cómo es posible entonces que estas fuentes nos justifiquen pues una única vía?

9. El aprendizaje más efectivo es siempre el que se realiza con refuerzo positivo, desde el amor y la comprensión, (en la historia personal de cada uno tenemos habitualmente un ejemplo claro en el profesor vocacional que hemos tenido casi todos, que nos ha hecho amar para siempre la asignatura que nos ha impartido) ¿Porqué  si la especie humana realiza un aprendizaje más efectivo desde el refuerzo positivo, el amor, la empatía y el estado de fluidez, vive en un entorno que favorece mayor ineficacia en lo que se pretende conseguir, tal aprendizaje? (3)

10. ¿Por qué este mismo sistema justificador del sufrimiento, ha estimulado desde y en sistemas religiosos, el miedo a la exploración de nuestra naturaleza energética y convertido las cualidades inherentes a nuestra naturaleza energética experimentadas por todo aquel que ha tomado contacto con la dimensión energética a través de proyecciones extra-corpóreas en “parapsicologia”, en cualidades vinculadas a terrores y miedos culturales? 

10.1 ¿Por qué desde la antiguedad se han producido en todas las culturas, actividad parapsicológica que ha producido emociones de miedo o terror en los humanos, a partir de la cual se transmitió a los descendientes “que no hay que explorar determinados ámbitos“? ¿No existiría la posibilidad de que precisamente en la estrategia de mantenernos alejados de nuestra ACCESIBLE dimensión espiritual se fomente ese miedo para prevenir “despertares” indeseados?

11.¿Por qué la gran mayoría de las personas que esta experimentando proyecciones extra-corpóreas involuntarias, no se lo cuentan a nadie por miedo a ser tomadas por locas, aunque llenen los grupos de Facebook donde se encuentran a salvo entre iguales para poder compartir sus experiencias?

12.  ¿Por qué desde la dimensión energética, que conoce todo el que hace exploración extra-corpórea, se puede acceder a densidades más avanzadas sin pasar por ningún túnel del luz?

13 ¿Por qué seres que son puro amor, como constatan las personas en ECM o las que entran en dimensión energética  vuelven a reencarnar para “pagar deudas kármicas” en una forma comercial de entender la espiritualidad? ¿Por qué no “podrían” hacerlo exclusivamente por amor?

¿Se te ocurren más preguntas? Déjalas aquí, las incorporaremos

 

Fuente recomendable: http://lacosechadealmas.blogspot.com.es/2014/11/la-trampa-en-la-reencarnacion-y-el.html

Fuentes de este artículo:

(1) http://spanish.dharmadrum.org/content/buddhism/cont2.aspx?id=135
(2) http://www.elangeldelbien.com/2008/07/por-qu-olvidamos-nuestras-vidas-pasadas.html

La explicación tradicional:

“Si Dios, es tan inmensamente justo y bueno, ¿Por qué no permite ese recuerdo? ¿Por qué nos coloca una venda en los ojos del recuerdo, aquí en la Tierra? Esto tiene una explicación muy lógica y al analizarla engrandece más a Dios y a su sabiduría. Si tenemos en cuenta que todo evoluciona a mejor y que nos mejoramos moralmente en cada encarnación, llegamos a la conclusión de que en las vidas anteriores fuimos peores de lo que somos en la actual. La historia nos lo demuestra, ya que salimos recientemente de la barbarie. Si de por sí la vida es dura, con el recuerdo de los sufrimientos y venganzas pasadas sería insoportable. Hay que comprender que estamos en un mundo de expiación y pruebas donde venimos a corregir antiguos errores del pasado; de no ser por el olvido del pretérito, los enemigos de otras vidas se perpetuarían por los siglos, las rivalidades, el odio y la discordia se avivarían de vida en vida.

Con ese recuerdo de otras encarnaciones nuestros enemigos y víctimas nos reconocerían y nos perseguirían. Vemos a nuestra misma sociedad, que no admite ni perdona a los culpables, pese haber pagado sus deudas con la justicia humana, siguen siendo rechazados. Sin ese olvido los grandes criminales estarían marcados para toda la eternidad y no tendrían la oportunidad de rectificar sus crímenes.” (2)

(3) http://es.wikipedia.org/wiki/Condicionamiento_operante

Refuerzo positivo o condicionamiento de recompensa: Un refuerzo positivo es un objeto, evento o conducta cuya presencia incrementa la frecuencia de la respuesta por parte del sujeto. Se trata del mecanismo más efectivo para hacer que tanto animales como humanos aprendan. Se denomina “refuerzo” porque aumenta la frecuencia de la conducta, y “positivo” porque el refuerzo está presente. Refuerzos positivos típicos son las alabanzas, los regalos o las aportaciones monetarias”)

(4) http://armonicosdeconciencia.blogspot.com.es/2010/05/salvador-freixedo-alienigenas-y-humanos.html

Freixedo se sirve de la  biblia cristiana y del pentateuco para probar sus afirmaciones, que no son sino verdades escritas en esos mismos libros, evidencias claras de lo que Freixedo ha planteado, escritas en nuestras mismas narices, pues en cada hogar católico-cristiano del mundo hay una biblia, sin embargo la mala interpretación (inducida por esos mismos seres), ha llevado a ignorar torpemente las realidades confesadas palabra por palabra en dichos escritos.

(5)

Podría interesarte además:

https://evolucionando.wordpress.com/2014/11/05/no-necesitamos-fuentes-externas-para-conocer-nuestra-espiritualidad-ufologia-canalizaciones-y-manipulacion-de-la-raza-humana/

http://lacosechadealmas.blogspot.com.es/

http://pluralidaddelosmundos.blogspot.com.es/

 https://evolucionando.wordpress.com/2013/09/15/desconfio-de-un-lugar-llamado-cielo-en-el-que-el-sufrimiento-humano-es-aceptado-con-naturalidad/

Matrix, la película, no es inocente


O al menos así me lo parece a mi, después de montones de visionados:).

 

¿RITOS DE JUVENTUD? ¿CRECIMIENTO INTERIOR?

He leído interpretaciones para todos los gustos, desde que reflejan el paso del rito de la juventud a la madurez, como el de la lucha interior con el ego. Creo que de hecho, caben lecturas superpuestas como esta. Yo cada vez que la veía, encontraba una lectura diferente. Para mi, la lectura es más conspiranoica, sobre todo después de ir conociendo la infiltración en los medios de comunicación y en las industrias del entretenimiento de toda la simbología relacionada.

¿SON LOS WACHOWSKY LOS AUTORES REALES DE ESTA PELÍCULA?

Decía alguien que era imposible que los Wachowsky fueran los autores intelectuales de esta obra tan extrañamente compleja. Por lo de pronto el coste de hacer una película con tal nivelazo de efectos especiales (destacaron por ser “los primeros” en utilizar determinados efectos, en su época), ya indica que había “pelas”, financiación a espuertas, cosa curiosa en un proyecto de primerizos.

Luego analizando la comunicación de estos directores, no se percibe un nivel intelectual demasiado elevado

Si añadimos que esta película tiene los mismos mensajes “masónicos” que muchas otras con el uso del 313 o 33, o los tableros de ajedrez esparcidos a lo largo de la película, o el uso de la figura del “arquitecto” (y muchos otros que se pueden consultar por internet) y que también son de uso habitual en vídeoclips enfocados a la gente joven, de interpretes asociados al MK-Ultra, pues da para pensar ellos podrían haber sido un instrumento más.

Yo personalmente también creo que esta no es obra de los Wachowsky, que hay mucho más detrás, pero lógicamente, puedo equivocarme.

NUESTRA REALIDAD

Lo que sí creo es que nuestra realidad, está compuesta de unos y ceros (llamarle “partículas elementales”). Y como estas partículas son fundamentalmente vacío, será fácil deducir que nivelazo de “realidad sólida” tenemos alrededor (también nuestra propia sustancia material). Será fácil entender que no tenemos de verdad una “realidad sólida”. Y por tanto ¿Qué tenemos? Sencillamente nada, vacío.

¿SOMOS ALGO MÁS QUE VACÍO?

Pero somos algo más que vacío. Y esto lo comprueban las personas que son capaces de salir de la realidad ¿material? con proyecciones extra-corporéas (no intentemos explicarlo en función de si lo acepta o no “la ciencia”, sólo es aceptable desde la experiencia personal y así lo han comprendido los científicos que han tenido “la experiencia”).

No, no  somos “vacío”, somos “vacío” en esta “dimensión/densidad”, pero cuando somos capaces de romper la venda que nos han puesto descubrimos que somos otra cosa.

Esa  naturaleza energética comprobada por quién quiera escuchar la verdad de otros más “avanzados” en términos de haber desarrollado la capacidad de contactar con su naturaleza energética, y quién haya explorado tecnologías como la GDV, prueba experiencialmente que esto no es así (y para muchos lo más importante es su experiencia, no la opinión de otros sobre sus experiencias)

NO SOMOS DE AQUÍ

No “somos de aquí”,  nuestras conciencias han venido de “otro sitio”, si queréis llamarlo “nada” adelante. Otros prefieren darle otros nombres y entenderlo de otra manera, “otra dimensión”, “más allá”, “otra densidad”.

MANIPULACIÓN Y PODREDRUMBRE

Y sí, en esta “dimensión y/o densidad”, existe manipulación, de tal entidad que nos hace creer cosas que no ocurren y negar otras que si ocurren. Manipulación al servicio de los intereses de “alguien”. Una manipulación que nos hace creer que el sufrimiento es un requisito sine qua no para que “las almas evolucionen”. Una manipulación que nos hace creer (creando realidad) que las enfermedades son connaturales al ser humano y por su potencial de sufrimiento cumplen la misma función. (cuando existen pruebas en la historia del ser humano de que puede desde su mente anular el sufrimiento y causar remisión espontanea de sus enfermedades, osea, si no las quiere no las tiene)   Existe otro argumento curioso a favor de la felicidad o el bienestar como característica de la naturaleza del ser humano, y es que cuando el ser humano está en equilibrio, no desarrolla enfermedades, y cuando está en desequilibrio si lo hace. Cuando un ser va en contra de su propia naturaleza, esto lo daña, y cuando va a favor, esto lo sana, es fácil de entender.

LA PARAPSICOLOGÍA CLAVE EN ENTENDER “NUESTRA MATRIX”

Y desgraciadamente Matrix da otra lección, para el que quiera oír, la de que la realidad podría no ser lo que creemos. Existe un vídeo que traigo de nuevo aquí como recordatorio muy interesante con la teoría de que podría reproducirse todo lo que vemos, sentimos y oímos siendo nuestro “ser” un simple PC. Es una simple analogía, que puede sernos útil, de la que podemos extrapolar, la existencia “real” de una realidad similar a lo que conocemos como “virtual”

(Minuto 8, aprox.)

En esta realidad diferente a la creencia de lo que la realidad es (o pretenden que creamos que sea), sería una buena fuente de información lo que en nuestra ignorancia clasificamos como fenómenos paranormales, sin excluir ninguno. Y entre ellos el fenómeno rey, el más desprestigiado de todos, desde los medios de comunicación. Este desprestigio podría ser la pista de “hacia donde no interesa que miremos”

UFOLOGÍA, CANALIZACIONES Y POSESIONES

Me sorprendió constatar en la película el simbolismo constante de la posesión por parte de los “Smith”. Aunque aquí en la tierra, vemos este fenómeno desde una óptica muy relacionada con las creencias religiosas, si lo analizamos desde otra perspectiva (el cuerpo humano como portal para entrar en esta dimensión, y vehículo al tiempo), podemos entender mejor lo que Matrix puede ofrecernos. Es fantástica el mensaje del personaje que le piden que le lleven de vuelta a Matrix (“la ignorancia es felicidad, aunque un bistec no sea real, es mejor saborear eso creyendo que lo es, que conocer realidades duras e inaceptables”).

La intervención de seres de otras dimensiones/densidades en nuestra historia, si sabemos leerlo, ha sido constante, usando el cuerpo humano como vehículo de comunicación de seres como nosotros o de otro tipo (canalizaciones mismamente) así como de generación de creencias (sanaciones milagrosas previas a creación de religiones).
Desde mi punto de vista, negar lo que la realidad ES, es en sí mismo ANTICIENTÍFICO. Negar hechos que pueden ser comprobados històricamente desde otro paradigma que el actual, no sólo es anticiéntifico, es un atentado contra el derecho a la verdad del ser humano.

¿MATRIX PODRÍA SER UNA VERDAD BOCADILLO (1) O PATROCINIO DE UNA “MASONERÍA” BUENA QUE VA LIBERANDO INFORMACIÓN?

Segun Rubén, de lacosechadealmas.blogspot.com, las verdades bocadillo equivaldría a meter una mentira en el medio de dos verdades. En algún momento la mentira del medio, desacreditará alguna o las otras dos verdades creando algo concreto: confusión y duda sobre estas verdades.

¿Podría ser la intención última de Matrix, crear confusión sobre la verdad y mantener este estado de alejamiento de lo que en realidad somos?

¿O más bien podría ser el intento desde alguna instancia de poder, de ir liberando información con la buena intención de “liberarnos”? Sociológicamente hablando ¿Ha servido de algo Matrix en la evolución de la humanidad o nos ha perjudicado?

(1) LACOSECHADEALMAS.BLOGSPOT.COM

 

 

Pregunta rara sobre la telepatía


yogurtel

“Si desde el cuerpo energético (me baso en mi conocimiento en proyecciones extra-corpóreas para usar este término), la comunicación es forzosamente telepática, ¿la comunicación telepática en nuestra dimensión “densa” podría estar vinculada a que nuestro cuerpo energético está especialmente activo o más desarrollado que el promedio?”

Pregunta que me hago yo:)

Enlace (precioso) relacionado:

https://evolucionando.wordpress.com/2013/12/10/esto-os-sobrecogera/

Libro recomendado por Drumy: Las voces del desierto (Marlo Morgan)

Lo que la gente cuenta que aprende cuando se esta muriendo


“Durante muchos años he trabajado en cuidados paliativos. Mis pacientes eran los que habían ido a casa a morir. Algunos momentos increíblemente especiales fueron compartidos. Estuve con ellos durante las últimas tres a doce semanas de sus vidas.

La gente madura mucho cuando se enfrentan a su propia mortalidad. Aprendí a nunca subestimar la capacidad de una persona para crecer. Algunos cambios fueron fenomenales. Cada uno de ellos experimentó una variedad de emociones, como es de esperarse, la negación, el miedo, el enojo, remordimiento, más negación y finalmente la aceptación. Sin embargo, cada paciente encontró su paz antes de partir, cada uno de ellos.

Cuando se le preguntó acerca de los arrepentimientos que tenían o cualquier cosa que haría de manera diferente, los temas comunes surgieron una y otra vez . Éstos son los cinco más comunes:

1. Ojalá hubiera tenido el coraje de vivir una vida fiel a mí mismo, no la vida que otros esperaban de mí.
Este fue el lamento más común de todos. Cuando las personas se dan cuenta de que su vida está a punto de terminar y miran hacia atrás con claridad, es fácil ver cuántos sueños no se han cumplido. La mayoría de la gente no había cumplido aún la mitad de sus sueños y tenía que morir sabiendo que era debido a las elecciones que habían hecho, o que no hicieron.

Es muy importante tratar de honrar al menos algunos de sus sueños en el camino. Desde el momento en que se pierde la salud , ya es demasiado tarde. La salud conlleva una libertad de la que muy pocos se dan cuenta, hasta que ya no la tienen.

2. Ojalá no hubiera trabajado tan duro.
Esto salió de cada paciente de sexo masculino que cuidé. Se perdieron la juventud de sus hijos y la compañía de su pareja. Las mujeres también hablaron de este pesar. Pero como la mayoría eran de una generación anterior, muchos de los pacientes de sexo femenino no había sido el sostén de su familia. Todos los hombres que cuidé lamentaron profundamente el haber gastado tanto sus vidas en la cinta de una existencia de trabajo.

Al simplificar su estilo de vida y tomar decisiones conscientes en el camino, es posible que no necesite los ingresos que usted cree. Y mediante la creación de más espacio en su vida, usted será más feliz y más abierto a nuevas oportunidades, otras más se compatibles a su nuevo estilo de vida.

3. Ojalá hubiera tenido el coraje para expresar mis sentimientos.
Muchas personas suprimieron sus sentimientos con el fin de mantener la paz con los demás. Como resultado, se conformaron con una existencia mediocre y nunca llegaron a ser lo que eran realmente capaces de llegar a ser. Muchas enfermedades se desarrollan como un resultado relacionado con la amargura y el resentimiento que cargan.

No podemos controlar las reacciones de los demás. Sin embargo, aunque las personas pueden reaccionar inicialmente al cambiar la forma en que están hablando honestamente, al final se plantea la relación a un nivel completamente nuevo y más saludable. O eso, o soltar las relaciones poco saludable de su vida. De cualquier manera, usted gana.

4. Me hubiera gustado haber estado en contacto con mis amigos.
A menudo no se dan cuenta realmente de los beneficios de los viejos amigos hasta después de semanas de convalecencia, y no siempre fue posible localizarlos. Muchos de ellos habían llegado a estar tan atrapados en sus propias vidas que habían dejado que amistades de oro se desvanecieran por el paso de los años. Pese a los lamentos profundos acerca de no dar a las amistades el tiempo y el esfuerzo que se merecían. Todo el mundo pierde a sus amigos cuando está muriendo .

Es común para cualquier persona en un estilo de vida ocupado, dejar que las amistades desaparezcan. Pero cuando usted se enfrenta con su muerte de cerca, los detalles físicos de la vida desaparecen. La gente quiere tener sus asuntos financieros en orden si es posible. Pero no es el dinero o el estatus lo que tiene una verdadera importancia para ellos. Quieren poner las cosas en orden más para el beneficio de aquellos a quienes aman. Por lo general, sin embargo, están demasiado enfermos y cansados para manejar esa tarea. Al final todo se reduce al amor y las relaciones. Eso es todo lo que queda en las últimas semanas, el amor y las relaciones.

5 . Me hubiese gustado permitirme a mí mismo ser más feliz.
Esta es una sorprendentemente común. Muchos no se dieron cuenta hasta el final de que la felicidad es una elección. Se habían quedado atrapados en patrones y hábitos antiguos. El llamado “confort” de la familiaridad desbordado en sus emociones, así como su vida física. El miedo al cambio les había hecho vivir fingiendo a los demás, y para su yo, que estaban contenidos. Cuando muy adentro, anhelaban reír de verdad y tener esa estupidez en su vida de nuevo.

Cuando usted está en su lecho de muerte, lo que los demás piensan de ti está muy lejos de tu mente. ¡Qué maravilloso es ser capaz de sonreír otra vez , mucho antes de que te estés muriendo!.

La vida es una elección. Es su vida. Elija conscientemente, elija sabiamente, elija honestamente. Elija felicidad.

Fuente: http://elfeniciodigital.wordpress.com/2013/12/04/enfermera-revela-las-cinco-cosas-que-la-gente-mas-lamenta-en-su-lecho-de-muerte/”