“Si soy lo que tengo y lo que tengo lo pierdo, entonces ¿Quién soy?…”


Terrible tener identidades. Eric Fromm, lo explica gráficamente:

“Si soy lo que tengo y lo que tengo lo pierdo, entonces ¿Quién soy?…”

No hay que leerlo sólo en el sentido de las posesiones materiales. Creo que hay que leerlo desde la óptica de todo lo que tenemos, no sólo lo material. Por ejemplo, nuestras aficiones, es algo que “tenemos” y que nos da un sentido de identidad. ¿Quienes seriamos nosotros si nos privan de nuestra más querida afición?

“Tenemos” también “nuestras relaciones”. Nuestros hijos, amigos, pareja, también nos dan un sentido de identidad. Si tenemos hijos tenemos la identidad de “padres”. Si nos encerramos en este etiqueta, si algún día nuestro hijo reniega de nosotros.. ¿qué ocurrirá con nuestra identidad?

“Tenemos” nuestras ideas. Esto es lo que es más fácil de visualizar como algo que nos crea nuestra “identidad”. Si fijamos nuestra identidad a algo como un colectivo de personas o cosas que estas hacen (un pueblo, una ciudad, un país, si me apuráis “la Federación Galáctica de Planetas Unidos”), vamos a suponer que sigues vivo después de tu muerte física ¿Que pasará el día que te mueras y desaparezca de tu “vida” todos estos referentes? ¿Qué serás en ese momento?

Lo que eres, está muy alejado de todo lo que “tienes”, ya sea físico o intelectual. Y es muy importante que te des cuenta cuanto antes de ello. Vivir en una mentira, es un obstáculo para poder encontrar algo cercano a la paz interior.

Todo esto lo aprendí de Erich Fromm. Os lo aconsejo mucho.

Anuncios

Juan Marsé: “No me enorgullece ni conmociona haber nacido español, catalán o esquimal o chino”.


Lo siento, pero me encanta la gente libre. Los que rompen con las identidades sociales y como consecuencia con el control de la sociedad sobre nuestras mentes. Fantástico Juan Marsé:)

Derecho a decidir que me jodan

-Malos tiempos para un antinacionalista militante…
-A mí no me embarga ninguna emoción o sentimiento identitario, no me enorgullece ni me conmociona el hecho de haber nacido español o catalán en vez de chino o portugués o esquimal. Me da igual. No creo que sea una buena idea que Cataluña se independice de España, entre otras cosas porque la patria que me están preparando tanto los nacionalistas de CiU como de ERC no me gusta nada. Esta gente no es de fiar. Me siento robado y engañado tanto por los poderes de Madrid como por los poderes de Barcelona, de modo que el famoso derecho a decidir para mí no significa más que esto: derecho a decidir que me jodan unos u otros. Qué más da. “

Las naciones son inventadas, no existen


 

Creamos nuestra realidad individual y social

Creamos nuestra realidad individual y social

 

Las naciones son inventadas, se objetivan referencias subjetivas a partir de las cuales se desarrollan identidades colectivas a través de múltiples procesos de socialización e ideologización.”

La masonería en la España del siglo XX, Volumen 2

 

José Antonio Ferrer Benimeli

Para saber más:

https://evolucionando.wordpress.com/2013/06/23/la-materia-formandose-desde-el-pensamiento/

¿Eres un ser o un rol?¿Existes o actuas?.


Esta pregunta, no solo la hago al lector de este blog, me la hago también a mi. ¿Por qué?.

Viví más de la mitad de mi vida, de manera penosa, rodeada de seres hostiles causantes de todo tipo de situaciones desagradables en mi vida (violencia verbal, indiferencia emocional, rechazo social, acoso escolar, acoso laboral, etc.). Pero la cosa cambio como por arte de magia.

Un día me marché de aquel entorno -30 años después de mi aparición en nuestro mundo físico-, y me arriesgué con una nueva relación humana. En este momento, lógicamente, aún mi nivel de tolerancia al dolor era realmente bajo. Y mi sensibilidad extrema.

Quizás por ello esta relación atraveso muchas tempestades. Quizás también porque ninguna relación entre seres humanos es perfecta, por nuestra misma “humanidad”. Pero con todas las imperfecciones, con todas las tempestades, siempre existió una “extraña” conciencia de amor, de intenso amor, entre ambos. Algo que nunca antes había experimentado ni conocido. Algo que me transformó, y que convirtió a la antigua víctima en un SER.

Desconozco si esta nueva situación, cambió también un posible filtro “negativo” con el que aprendía a ver las cosas peor de lo que eran, o es que quizas, algo más cambió. Lo que si aseguro, es que desde este momento, desde la aparición del amor procedente de otro ser humano, empecé a crecer. Y aunque siempre mantuve una cierta distancia del “mundo exterior” que tanto daño me había hecho, sin embargo “mágicamente”( en tanto comenzo a pasarme por primera vez, 30 años después de nacer), empezó a aparecer a mi alrededor, más gente que me valoraba, seres humanos con la que me sentía segura. Seres que incluso me transmitían el cariño que sentían por mi, y me mostraban lo valiosa que yo era.

Es cierto que por mi experiencia anterior, aprendí a detectar las personas que necesitan dañar a otros para afirmarse, personas que solo se pueden sentir bien, cuando pueden hacer sentir mal a otros. Personas que de hecho, NECESITAN A ESES OTROS, para tener una identidad. Este cambio en mi vida, afectó mi relación con este tipo de personas, me ayudo a detectarlas rápido y creo que incluso a comprenderlas un poco, intuyendo en ellas su propio sufrimiento interior, su propia y trastornada humanidad, que se convierte en esa patología de cáracter que les transforma en monstruos humanos.

Por razones que no logró comprender, estas personas ya no se quedan en mi vida.. pasan de resfilón, y se van. De alguna manera ya no les “atraígo”, creo que, detectan de alguna manera, que no pueden dañarme ya y se alejan buscando alguna otra víctima.

En mi vida, en la actualidad, de manera mágica, solo se quedan, las personas que están “en mi onda” de creer que para SER es imprescindible COMPARTIR, y contradictorio DAÑAR. Que viven la autenticidad, que se han comprometido consigo mismas para vivir sin máscaras, sin manipulaciones, sin mentiras.

Mi vida ha cambiado.

Ha cambiado tantisimo, que no solo me veo rodeada de seres de luz, sin buscarlos. Sino que además, comienzo (a mis 40 y pico) a tener felicitaciones constantes por cada nuevo proyecto en el que me embarco y lo mejor, a creer por primera vez, que realmente “valgo” para algunas cosas.

Pero a pesar de todo lo hermoso que me pasa, el daño producido durante la primera parte de mi vida, sigue ahí. Tolle le llamaba “cuerpo del dolor“. Por mucho que tomo consciencia de todo el bien que me rodea, el amor que me envuelve, la valoración ajena y propia que me envían, me cuesta muchisimo levantarme por la mañana, sin poder evitar pensar que mi vida no vale la pena y que x,y o z, son cosas que van muy mal.. y que nunca se solucionarán.

Me dicen mis seres de luz:) cercanos, que he mejorado mucho.. “porque he tomado conciencia” de este proceso. Pero esa ausencia de vitalidad, sigue ahí lastimando duramente mis posibilidades de disfrutar de la vida.

Hoy comentaba a una persona muy querida, atrapada en sus expectativas de como debe ser su vida, que dejase de ACTUAR, que comenzase a SER. Compartía con ella mi creencia en que en nuestro mundo físico, que como buen MATRIX VIRTUAL que parece ser muy REAL, sin embargo no lo es -su ausencia de “solidez” es proporcional a su infinita provisionalidad a pesar de nuestro autoengaño colectivo al respecto-.

Calderón de la Barca, expreso muy gráficamente esto del MATRIX VIRTUAL en el que nosotros percibimos como UNICA REALIDAD POSIBLE EN TANTO QUE TANGIBLE. Le llamó “el gran teatro del mundo“. Y ¿que se hace en un gran teatro? ACTUAR, REPRESENTANDO PAPELES.

Cuando un actor BUENO, representa un GRAN PAPEL, decimos que SE METE en el personaje, que LO VIVE.. cuando se produce la FUSIÓN entre el actor y el personaje que representa, decimos que este ACTOR “ha perdido los papeles” y ha traspasado la frontera de la REALIDAD para asentarse en la LOCURA.

Pero claro, en nuestra defensa, podemos decir, que este actor es CONSCIENTE de que está en un TEATRO, y que es responsabilidad de él, poner límites.

Tal y como asegurán las viejas tradiciones de la humanidad, nosotros podríamos ser ACTORES, INCONSCIENTES de nuestros papeles, actores tan excelentes, que nos metemos a fondo en ellos y nos convertimos en el PERSONAJE.

En esa actuación se nos dan unos parámetros, una IDENTIDAD de partida, de VALORES, atributos “valorables” para conformar nuestra IDENTIDAD. Los hay que ¿SON? del SEXO MASCULINO, no bellos, de rasgos asiaticos, ALTOS, políticamente convencidos de ser, por ejemplo, de izquierdas, que siempre han querido trabajar como saxofonistas, pero que la situación les llevo a ser mecánicos de vuelo. Los hay que ¿SON? del sexo FEMENINO, no bellas, de rasgos hindues, hijas de emigrantes en Europa, que han conseguido ser lo que querían, por ejemplo, economistas. Esto son solo dos ejemplos. Ellos (nosotros) creen que SON todos y cada uno de los atributos mencionados. Sin ellos, creen que NO SERÍAN, de alguna manera NO EXISTIRÍAN.

Hay SERES que sufren un calvario en vida, porque no pueden SER lo que desean SER, realizando las actividades que consideran necesarias para alcanzar sus expectativas. Y en realidad, lo que ellos no se dan cuenta, es que creen que SER es llevar a la práctica los atributos que nos hemos establecido como parte de esta identidad tan provisional.
Y cuando deciden REPRESENTAR TAN BIEN SU PAPEL Y SE FRUSTRAN PORQUE NO PUEDEN, EN ESE MOMENTO DEJAN DE SER, DEJAN DE EXISTIR.

Esta obsesión desesperada por REPRESENTAR BIEN EL PAPEL ELEGIDO (por la autoelección o por influencia de otros), les lleva inevitablemente a perder el contacto con lo único que es REAL, con un interior que va más allá de cualquier atributo, de cualquier valor social interiorizado como propio.

Dejan de poder VIVIR, una vida, que contiene unos decorados tan hermosos que ningun pintor podrá imitarlos jamás, para ACTUAR ; dejan de poder VIVIR, una vida, donde viven otros SERES, a los que -en tanto ni siquiera son capaces de verlo en sí mismos- no llegan a conocer como SERES y solo puede percibirlos como ROLES.
Al hacer esto pierden lo más valioso de este entorno virtual, la posibilidad de TRASCENDERLO y establecer relaciones de AMOR con el resto de los seres humanos (dispuestos a ello);AMOR que para existir, tiene que superar la barrera de las falsas identidades con la que nos adornamos a los demás y a nosotros mismos.

La gran mayoría de los SERES nacidos en el planeta tierra, aprendemos a ser PERSONAS (ACTORES), a ACTUAR, en función de interiorizaciones (conscientes o no) de nuestro entorno social. En nuestra defensa, insisto, que no es nada fácil hacerse consciente de que SOMOS ALGO MÁS QUE ESTE PAPEL, de que esto, en realidad, sería un matrix, de que PODRÍA SER UN TEATRO. Y así es tan fácil caer en la trampa de CREER QUE SOMOS LO QUE NO SOMOS. Y así, DEJAR DE EXISTIR. Es curioso que lo que más permite romper esta ilusión, es la muerte propia o ajena. Lo que vivimos como “no existencia”. Esto es una de las cosas que permite romper la ilusión y ver lo que hay de verdad detrás de nuestro filtro manchado.

Yo llevo mi papel conmigo, y quiero SER, quiero dejar de ACTUAR. Pero el papel me ha capturado. ¿A ti también?

Nota: Mi buena amiga bloggera Z, me ha pasado una entrada de un blog que me ha gustado muchisimo, y que habla de algo muy similar a este artículo, me ha gustado tantisimo que recomiendo muchisimo su lectura: está aquí http://no-dualidad-francisco.blogspot.com/2009/02/tu-historia.html

Una sola existencia incluye absolutamente todas las existencias.


Una sola naturaleza
contiene todas las naturalezas,
una sola existencia
incluye absolutamente todas las existencias.
Una sola luna
se refleja en todas las aguas,
todos los reflejos
de la luna en el agua
provienen de una sola luna

MAESTRO YOKA DAISHI

Algunos Videos:
Quiza las respuestas estén en el zen. Videos
http://evolucionando.blogspot.com/2007/11/quiza-las-respuestas-estn-en-el-zen.html
Videos sobre meditación
http://evolucionando.blogspot.com/2007/10/videos-sobre-meditacin.html
Ekchart Tolle
http://evolucionando.blogspot.com/2008/04/videos-eckhart-tolle-iluminandonos.html